Síntomas de un gato constipado

¡Síntomas y curas de un gato resfriado!

Los felinos tienen una predisposición particular a contraer enfermedades respiratorias, la más habitual son los constipados. ¿Te has dado cuenta de que tu gato es menos activo de lo común, anda buscando calor, lagrimea y estornuda? Es muy posible que tenga un constipado.

sintomas de gato resfriado

Ofrecemos información sobre los constipados de gatos y remedios naturales que puedes usar en la casa.

Tabla de contenidos

El Resfriado en el gato:

Esta enfermedad respiratoria puede ser ligera y pasajera, pero si no ayudamos a nuestro felino a través del tratamiento correspondiente, los síntomas de la enfermedad, puede tener dificultades y enfermedades secundarias en las vías respiratorias. 

Para el constipado no hay cura concreta, se cura dejando que el virus tome su curso y tratando de calmar tanto como resulte posible, las molestias que le causa hasta el momento en que la enfermedad pasa (normalmente dura diez días). 

Siendo una enfermedad no grave y común, puedes intentar sanar los síntomas en la casa, siempre y en todo momento teniendo presente que, si el gato empeora, debes llevarlo al veterinario.

El resfriado en los gatos, no guarda relación con los constipados en los humanos, con lo que no hay posibilidad de contagio mutuo.


¿Por qué el gato se ha constipado?

El constipado en el gato acostumbra a aparecer en los meses de invierno debido a las bajas temperaturas, también es común en los meses de calor debido a las corrientes de aire y cambios bruscos de temperaturas. 

Los constipados, como la mayor parte de las enfermedades respiratorias de los gatos o bien el virus de la gripe felina, son contagiosos entre los gatos. Por tal razón, si reconoces la enfermedad en uno de ellos y tienes otros en la casa, el gato enfermo debe ser apartado y sobre todo hay que lavarse mucho las manos, antes y después de tocarlo.

En gatos adultos y sanos el resfriado dura unos diez días, pero en gatos pequeños, gatos lactantes, gatos enfermos y gatos ancianos, un simple constipado puede complicarse y conducir a inconvenientes más graves, como la neumonía. 

Si sospechas que tu gato está constipado y puede llegar a más, tan pronto como notes los primeros síntomas, debes ir de manera inmediata al veterinario. 

Si el gato está sano, se puede sanar en casa con remedios caseros y naturales, sin precisar llevarlo de forma inmediata a un especialista y la enfermedad puede desaparecer en unos diez días.

El hecho de que nuestro amigo de cuatro patas coja un constipado, señala que seguramente tuvo baja las defensas o había alguna deficiencia en su dieta. 

Por tal razón va a ser esencial fortalecer su sistema inmunológico y asegurarse de que no tiene ningún otro inconveniente o enfermedad en curso que hizo que las defensas le bajaran.

La mejor prevención es continuar el calendario de vacunas indicado por el veterinario para nuestro amigo felino. Además de esto, siempre y en todo momento debes prestar atención a las corrientes de aire y cambios de temperatura.


Síntomas del constipado en gatos:

Para determinar si tu gato está constipado, hay que tener mucho cuidado con los síntomas que, por fortuna, son muy notorios:

    Respiración difícil.
    Secreción nasal.
    Fiebre leve.
    Estornudos.
    Fatiga.
    Pérdida de apetito.
    Hinchazón del tercer párpado.
    Dolor de la garganta.
    Tos.


¿Qué hacer para que el gato pase el resfriado pronto?

Hay varias formas de quitar el resfriado natural en el gato, para tratar los molestos síntomas de nuestro pequeño amigo, hay que tener en cuenta, que si la situación es particularmente grave, va a ser esencial llevarlo al veterinario, a fin de que pueda darle el cuidado conveniente y también indicar las dosis precisas de los medicamentos recetados, puesto que los gatos son animales altamente sensibles a los fármacos y corren el peligro de intoxicación si no se respetan las indicaciones.

Debajo enumeraremos el cuidado en el hogar y los remedios naturales con los que tratar a tu gato con un constipado.


Consejos:

Ayudarle a comer, ya que solo va a comer poco o nada debido al resfriado. 

Es esencial que el animal siga comiendo para fortalecer sus defensas, va a ser preciso ayudarle estimulando su hambre. 

Debido al frío va a tener dificultad para sentir olores o sabores, selecciona comidas calientes por el hecho de que huelen más fuerte o por comidas que emanen un olor más intenso, como el atún envasado. 

Puedes humedecer el pienso de gato, siempre y en todo momento con caldo de pollo para suavizar el alimento y darle considerablemente más sabor, así el gato va a comer más de manera voluntaria. 

Si notas que tiene contrariedades para tragar debido a la irritación en la garganta, podría ser una gran idea recortarle la comida en pequeños trocitos, para que sea más simple de tragarlo. 

Si con estos trucos el gato aún no come, puedes aproximarle el alimento a su boca o nariz y abrir con cuidado la boca para hacerle probar algo de comida e intentar alentar su apetito. 

Otra técnica puede ser manchar su pata delantera con comida húmeda, a fin de que, lamiéndose a sí mismo para limpiarse, ingiera comida y tenga un poco de apetito.

Es fundamental mantenerlo caliente, tanto con la temperatura del entorno, como con mantas en las que se pueda acurrucar y dormir.

Debes darle mucha agua pues debido al proceso viral puede deshidratarse de forma fácil.

Limpiarle los ojos y la nariz de forma frecuente para asegurarse de que no se amontonen lágrimas y mocos que puedan formar costras y causar problemas de higiene. 

Para evitar infecciones, coge tres gasas estériles, cada una para un ojo diferente y otra para la nariz, mojarlas con suero fisiológico y limpiar la zona cuidadosamente. Así tu felino va a ser capaz de respirar y ver mejor.

Además de esto, si tiene conjuntivitis, necesitas limpiar los ojos del gato con una solución oftálmica prescrita por el veterinario. Si su nariz está muy cerrada, debemos darle con suero fisiológico en la nariz, para ayudarle a liberarse de la mucosidad y de esta forma facilitar la respiración.

Puedes darle baños de vapor dejando que fluya el agua muy caliente del grifo, cerrar las ventanas y puertas para amontonar el vapor y dejar que el gato entre en la habitación hasta quince minutos a fin de que inhale vapor. Los baños de vapor le van a ayudar a liberar su nariz, pero siempre bajo supervisión.

Déjalo reposar y de dormir tranquilamente, para pasar el constipado como una enfermedad habitual en gatos, será esencial para prevenir futuras recaídas. 

Si tras cuatro o cinco días del constipado y tras poner en práctica los remedios naturales recomendados, el gato no mejora, debes llevarlo de manera inmediata al veterinario por el hecho de que la infección en curso, es más grave de lo que se pensaba y ha de ser tratada tan pronto como resulte posible por un profesional.

Si deseas saber más sobre enfermedades comunes en gatos, no te pierdas nuestro artículo de otras enfermedades frecuentes en gatos, click aquí.