Gato panza arriba

¿Por qué razón tu gato se pone boca arriba?

Si compartes tu casa con un gato, vas a saber realmente bien que existen algunos comportamientos extraños en los gatos que despiertan gran curiosidad. Muchos, por poner un ejemplo, se preguntan por qué razón los gatos dejan su barriga al descubierto poniéndose boca arriba, si son tan escépticos a recibir caricias en esta zona en concreto.

porque mi gato duerme boca arriba

Estamos habituados a interpretar esta situación como una caricia en los perros, pero los felinos apenas se dejan tocar el vientre, ni tan siquiera de sus amigos humanos. Si lo has probado ya antes, quizás te hayas sorprendido por un arañazo o un mordisco. Entonces, ¿por qué razón los vemos frecuentemente panza arriba? ¿Y después los vemos tomando un comportamiento violento si los tocamos en esa zona?

Para aclarar todas y cada una de estas dudas, lee nuestro artículo, así como buenos consejos sobre de qué forma interpretar el comportamiento de tu amigo felino y de qué manera hacerlo un gato verdaderamente feliz.

Tabla de contenidos

Significado de gato boca arriba:

Para comprender lo que significa cuando vemos a un gato acostado boca arriba, necesitamos saber interpretar su lenguaje anatómico. A diferencia de nosotros los humanos, los gatos usan sus cuerpos para transmitir su estado de ánimo, emociones y percepciones sobre el entorno que los rodea. Es la manera primordial en la que se relacionan y se expresan con el resto y con el entorno.

Cuando vemos a un gato tumbado boca arriba o durmiendo boca arriba, quiere decir que experimenta un instante de relajación y bienestar. Hay que saber que el felino adopta esta situación solo en un ambiente que considera seguro y en compañía de aquellas personas en las que realmente confía, es una señal de que se siente cómodo y que vive en una casa que transmite la sensación de seguridad y bienestar.

El gato que te recibe acostado boca arriba desea llamar tu atención, en un sitio amigable que sirve para invitarte a interaccionar con él, jugar y compartir buenos instantes, no debes interpretarlo como una convicción a acariciarlo en esta área del cuerpo en concreto. A la mayor parte de los gatos no les agrada ser acariciados en el vientre, puesto que es una zona altamente sensible y frágil, que incluye ciertos de sus órganos vitales y se sienten vulnerables.

Puede pasar ver al gato rodar sobre su espalda, no debes preocuparte, es un comportamiento natural que produce placer y relajación en él, por poner un ejemplo con la planta catnip, que actúa como un poderoso estímulo para sus sentidos. No obstante, si ves que se rasca con insistencia, como si tuviese picazón, es esencial prestar atención y contrastar que no es un síntoma de alergia, pueden ser parásitos externos o bien otras enfermedades. Por consiguiente, si nota un comportamiento alarmante en su gato, no dude en recurrir al veterinario.


¿Por qué a los gatos no les agradan las caricias en la barriga?

Afortunadamente, existen muchos mitos falsos sobre los gatos y aún es frecuente que ciertas personas se pregunten si los gatos tienen sentimientos, si aman las caricias o si aman a sus compañeros humanos. Solo tienes que compartir la casa con uno de estos animales fascinantes y comprobar su inteligencia y sensibilidad.

Que no le agraden los besos o caricias en el vientre, no quiere decir que no les guste percibir mimos normalmente. 

Sencillamente quiere decir que ser tocados en una zona tan sensible, los hace sentir frágiles y produce sentimientos negativos, como inseguridad, agobio y miedo. Los gatos pueden adoptar algunos comportamientos protectores para conservar su bienestar, como rascarse, arañar o morder.

Atacando y adoptando una actitud protectora, el gato manda así la señal de incomodidad y enfureciendo. Si, por poner un ejemplo, tu gato tiene las orejas para atrás, el cuerpo aplanado, muestra expresiones faciales cerradas, y la cola erizada, (levantado, hinchado y con los pelos de punta), está claro que está comunicando su ira y preparándose para atacar.

Los gatos no son simples de interpretar, el hecho de que no se comporten ni se expresen como los perros, no quiere decir que amen o sientan menos cariño a sus dueños. 

Sencillamente expresan emociones diferentes. Con lo que lo mejor que podemos hacer es intentar comprender su lenguaje y naturaleza, para progresar nuestra comunicación y nuestro vínculo con ellos.


¿Cómo acariciar a un gato en los lugares correctos?

El gato es un mundo por derecho propio y es imposible establecer un manual sobre de qué forma agradarlos, acariciarlos o mimarlos. Normalmente, a los gatos les agrada percibir caricias en el área de la barbilla, nuca y espalda.

Para saber dónde y de qué forma acariciar a tu gato, necesitas conocer sus gustos y comprender sus preferencias. 

Esta es la mejor forma de vivir con gatos, conocerlos día tras día y descubrir su personalidad, sorprenderse con sus habilidades y aprender a prosperar el vínculo con ellos.

Para conocer los lugares preferidos de tu gato, comienza a acariciarle suavemente en su cabeza y poquito a poco a darle masajes cariñosos y suaves por todo el cuerpo, poniendo atención a las reacciones de cada una de sus caricias.

Cuidado con los movimientos bruscos y repentinos, hay que tener precaución al tocarlo en áreas sensibles y respetar sus espacios. El respeto es la clave para establecer una relación sana y positiva entre sí, con independencia de las especies.